La tecnología en el sueño – El guante de Dios y el estado hipnagógico

“Dormio: Un dispositivo de incubación de sueño dirigido“ es el título del estudio publicado en agosto del 2020 en la revista científica Consciousness and Cognition. “Investigadores del MIT (Instituto Tecnológico de Massachusetts) construyeron un guante para estimular e inducir sueños lúcidos”, reza otro artículo en una revista de tecnología.

El dispositivo, creado por el científico Adam Haar Horowitz y su equipo, tiene como objetivo provocar micro sueños hipnagógicos. Estos micro sueños suceden en el estado semi lúcido entre la vigilia y el sueño, un estado mental donde empezamos a soñar antes de caer completamente en la inconsciencia. A este estado se le llama Hipnagogia.

Un estado de semi lucidez.

Personajes como Salvador Dalí, Albert Einstein, Thomas Edison o Lewis Carroll empleaban ciertas técnicas para llegar a ese estado de semi lucidez. Albert Einstein, por ejemplo, era conocido por sus siestas de un segundo y éstas, no tenían como finalidad dormir, si no que precisamente llegar a un estado mental de tránsito entre la vigilia y el sueño, y así liberar el flujo creativo de sus pensamientos.

La técnica de Einstein consistía en acomodarse en su sillón favorito sujetando algún objeto con la mano. Cuando se quedaba dormido y sus músculos se relajaban dejando caer el objeto, el ruido que producía al golpear el suelo lo despertaba, evitando así que entrara en una fase más profunda del sueño. Dalí hacía lo mismo sujetando una cuchara entre sus dedos índice y pulgar y colocaba un plato en el suelo para que la cuchara lo golpeara al caer. Thomas Edison hacía lo suyo con unas pesadas bolas metálicas.

Un estado mental donde empezamos a soñar antes de caer completamente en la inconsciencia. A este estado se le llama Hipnagogia.

 

La Hipnagogia es un estado en el que nuestra consciencia se encuentra en un tránsito entre un plano y el otro. Este estado se puede experimentar en ambos sentidos, de la vigilia al sueño y del sueño a la vigilia. Algunos investigadores explican este estado como un “atajo” para entrar en contacto con el subconsciente, siendo posible ayudarnos a encontrar soluciones que, en un estado consciente en vigilia, no están al alcance.

El guante, creado por el equipo de Media Lab del MIT, trabaja como un sistema de seguimiento del sueño. Consta de unos sensores, que se colocan en los dedos, y un software para su funcionamiento. Este sistema controla el ritmo cardíaco y el movimiento y tono muscular para así monitorear las etapas de sueño del usuario. Cuando el sujeto se está quedando dormido el dispositivo lo detecta y reproduce una pista de audio pregrabada.

El guante detecta el momento preciso cuando alguien entra en el estado hipnagógico y el software introduce en el usuario mensajes subliminales relacionados con el sueño que se quiere recrear. Los investigadores han descubierto que en este estado la mente es 100% susceptible y que a través de la ventana que genera la Hipnagogia, se podría incluir cualquier pensamiento de manera totalmente efectiva en la mente de cualquier persona. Con este método se puede entrar en el sueño de la persona y hacerla soñar lo que se elija previamente.

El guante detecta el momento preciso cuando alguien entra en el estado hipnagógico y el software introduce en el usuario mensajes subliminales relacionados con el sueño que se quiere recrear.

 

El dispositivo aún está en desarrollo pero ha sido probado en más de 50 personas. El equipo del MIT ha creado este dispositivo con el fin de poder investigar más a fondo el sueño. Con este dispositivo se podría llegar a resultados como controlar el sueño para estudiar o cultivar conocimiento. También se podrían desbloquear las capacidades del subconsciente, beneficiar la memoria y la creatividad e incrementar la agilidad mental. Por otro lado se podría también influenciar, grabar y manipular los sueños, e influir en el pensamiento del usuario.

La Hipnagogia es un estado en el que nuestra consciencia se encuentra en un tránsito entre un plano y el otro.

 

La palabra hipnagógico significa “aquello que lleva al sueño”. La fase hipnagógica es breve pero muy intensa, y en ella se suelen presentar pequeñas alucinaciones visuales y auditivas, y sensaciones de “caerse”. En este estado la separación entre adentro y afuera, e incluso entre el yo y lo demás, suelen desaparecer.

Es muy interesante prestarle atención e intentar cultivar y entrenar este estado mental como fuente de visiones y mensajes provenientes directamente del subconsciente, originados en dimensiones más etéreas y resultado de estados de consciencia más sutiles y elevados.

Un portal entre la vigilia y el sueño.

 

Podemos llegar a este portal entre la vigilia y el sueño, a la frontera entre el consciente y el subconsciente por diversos caminos. Podríamos valernos de la tecnología creada por el equipo de Adam Horowitz o podríamos poner en práctica técnicas de meditación, o como vimos anteriormente, alguna técnica como la de la cuchara o las bolas metálicas empleadas por ciertos personajes a lo largo de la historia. Podríamos también, con un entrenamiento para tener sueños lúcidos y viajes astrales, aprender a través de mecanismos internos como llegar hasta ese portal y atravesarlo para sumergirnos en un mundo de infinitas posibilidades en un estado de plena consciencia y lucidez.